LOS MEJORES HELADOS DE MADRID

El verano tiene un rey indiscutible... ¡EL HELADO!
Esta especie de crema helada de sabores que a tantos nos tiene enamorados y que apacigua los calurosos días del verano. 
Yo soy de la opinión de que un buen helado no tiene época, pero hay que reconocer que nunca apetece tanto como cuando las temperaturas están por encima de los 30 grados. Soy forofa de este producto y como no podría se de otra manera, tengo mis preferidos. 
El origen, como todos sabemos es italiano y aunque lo de Italia y los helados es un escándalo, en Madrid tenemos unos muy dignos representantes.  Empezamos:
 

Se que es una cadena archiconocida, colocada prácticamente en cada esquina de la capital. Todo puede indicar que como buena cadena de franquicias, no es tan buena, pero a mi me encanta. Si este mismo ranking lo hubiera hecho hace 2/3 años, posiblemente lo habría puesto entre los dos primeros puestos, porque tuve un vicio serio con el llaollao con chocolate blanco. Ahora me sigue gustando pero he logrado el desenganche. Me alegra que la moda de los helados de yogur con toppings o siropes siga tan (o más) de moda como antes, y sin duda alguna, el mejor, desde mi punto de vista es llao llao.
(Quienes me conocen mucho y bien, sabían que tenía que hablar de esto en algún momento)



Aún a riesgo de padecer linchamiento por parte de los entendidos, en el cuarto puesto de este top helados, pongo Rocambolesc.  Para los que no ven Masterchef, y para los que no sienten especial devoción por el mundo de la gastronomía y conocen a duras penas el nombre de Ferrá Adriá y Arguiñano, Rocambolesc es la heladería de Jordi Roca. Jordi Roca es el repostero del Cerller de Can Roca (recientemente nombrado mejor restaurante del mundo), y durante muchos años considerado mejor repostero del mundo. 
Aquí en Madrid, puedes tomar sus helados en la séptima planta del Gourmet Experience (el postre perfecto si has comido en StreetXo y Cascabel), y son una pasada. Hay seis sabores que van variando según la temporada y se les añaden tres toppings al gusto o bajo recomendación del maestro. (¡Déjate aconsejar!) Son puro sabor y la mezcla de sabores e incluso texturas (sí, esa palabra tan de moda en cocina últimamente) es espectacular. Si no está en el primer puesto es simplemente porque para mi el concepto de helado es algo más tradicional. Lo que no implica que no me tome uno de estos cada vez que puedo ;) .




En la calle Fuencarral, hace dos años mínimo, que yo recuerde, abrieron una heladería, que por primera vez en Madrid, me recordó a las de Roma. Ese concepto de montañas de helado bien rebosantes en el escaparate, con muestra del ingrediente principal del sabor del helado. Esas heladerías que provocan un shock para la vista, porque no sabes que elegir. Por fin llegaba a Madrid (o por lo menos a mi radar). Además, por si fuera poco, tenía mi helado preferido cada vez que viajaba a la ciudad eterna (Roma), helado de Nutella. Para muchos puede que sea común, pero os aseguro que hace 3 años, ese helado aquí no existía o estaba muy escondido. He probado muchos sabores, y todos me han parecido delicosos. Eso sí yo me sigo quedando con el de Nutella. 


         
Los helados de Mistura son néctar de sabor puro en sus sorbetes. Y son pura delicia en sus helados. ¿Quién dijo que tomarse un helado no era sano? Ellos mismos te lo cuentan: 

"Nuestros helados se elaboran con leche fresca de granja y contienen 6-10% de grasas nobles propias de la materia prima. Los sorbetes se elaboran con base de agua y más de un 50% de fruta fresca, por lo que contienen un 0% de grasas." 

El sorbete de mango es igual que comerse la propia fruta directamente recogida del árbol, y el helado de dulce de leche (el que siempre pido) es tremendo (se disputa la primera plaza al mejor helado de dulce de leche con la heladería que viene a continuación). La mejor opción si estás por el centro. Tienen dos locales, el primero en abrir fue el de la calle Augusto Figueroa, 5 y recientemente han abierto otro en los aledaños de la Plaza Mayor, en la calle Ciudad Rodrigo, 6.
                                
Si pienso en helado en esta, mi ciudad, automáticamente se me viene un nombre, un lugar y un sabor a la cabeza: "Los Alpes", calle del Arcipreste de Hita, 6, helado de leche merengada. Desde 1950 esta heladería surte a la capital de España con los mejores helados. Cuando estamos hablando de lugares de calidad, los pequeños detalles son los que hacen que te decantes más por una opción que por otra, en este caso el hecho de poder saborear el mismo helado toda la vida, sin que nada en el sabor cambie, hace que no pueda resistirme a esta opción. ¡MARAVILLOSO!
Además como extra, te diré que no solo los helados son los mejores, sino que hay que tener muy muy en cuenta su granizado de limón y su horchata. Vale que no es la de "Peret" de Alicante, pero es una de las mejores opciones en Madrid, por no decir la mejor.  


¿Conocías estos lugares? ¿Añadirías alguna heladería más?

Espero que os haya gustado mi selección, siempre intentando que haya variedad y mucho sabor. 

¡Nos leemos pronto!

 Besitos,  
  
          Cris.


Comentarios